El día que me metieron preso

Yo no soy un fan de casi nada. De hecho, asumo cualquier información u opinión con suspicacia, trantando de leer, buscando, cuestionando. Creo que es saludable saber bien a lo que uno se suma cuando se suma a algo.

Dicho esto, declaro que nunca he sido un fan de Periodismo de Barrio, que admiro a Elaine Díaz como ser humano, como profesional y como profesora aunque muchas veces no he estado de acuerdo con lo que ha dicho o hecho.

Sin embargo, la noticia de que ha sido arrestada en Baracoa junto con su equipo de trabajo me parece, cuando menos, bochornosa.

No soy de sumarme a campañas, fundamentalmente, porque todas las escaramuzas entre los unos, los otros y los aquellos de los últimos tiempos me parecen contraproducentes por divisionistas, pero hay determimadas cuestiones de las que uno no se puede alejar.

Poca es la información sobre la detención. La mayoría viene de medios que giran las noticias hacia intereses políticos que nunca han sido mis intereses, sin embargo, todo parece indicar que sí, que se los llevaron y los textos a los que he tenido acceso me dejan ciertos vacíos.

¿Amparados en que artículo de que código fueron detenidos? Hasta donde yo conozco, las leyes cubanas penalizan la difusión de noticias falsas y de propaganda enemiga. ¿Sucedió eso? No he leido ningún texto en Periodismo de Barrio al que se le pueda poner ese calificativo.

Pero si fue así ¿por qué los soltaron? Si cometieron algún delito deben ser procesados acorde a las leyes cubanas.

En diversos medios de prensa se lee que les borraron el material obtenido y les dijeron que no podían regresar a la zona ¿es eso legal? En Cuba hay zonas restringidas, e información sensible para la Seguridad del Estado que deben ser preservadas ¿el municipio de Baracoa y las opiniones de sus pobladores clasifican en esas categorías?

Privar de libertad a una persona fuera de los casos previstos por la ley es un delito y tiene como agravante el ser efectuado por un funcionario público en el ejerciocio de sus funciones. Atentar contra las libertades de expresión y prensa es un delito en Cuba. ¿Si se les detuvo de manera arbitraria, los responsables serán procesados?

En última instancia, como periodista y como revolucionario me hiere profundamente que se detenga arbitrariamente a colegas, de los cuales, conozco a mucho y puedo dar fe de que no son agitadores ni mentirosos.

Yo muchas veces no pienso igual que Elaine, no comparto sus enfoques, no escribiría en Periodismo de Barrio, pero creo en su sagrado derecho de ejercer libremente su profesión.

Un periodista serio preso, es también un aviso de mordaza para los otros, aunque no sea lo que se pretende.

Si la noticia fue manipulada, si de verdad cometieron alguna ilegalidad, yo me retraactaré antes de que alguien me lo pida.Si las cosas fueron como se cuenta, todos estuvimos un poco presos en Baracoa.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El día que me metieron preso

  1. Un cubano más(Marlon) dijo:

    Tienes un pequeño error ortográfico: “culaquier” en el primer párrafo.Saludos. Excelente articulo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s